miércoles, 2 de mayo de 2018

El Fogón - Restaurante de Lurín

Por el Día del Trabajador, mi suegro invitó a toda la familia a almorzar y nos llevó a un restaurante en Lurín que yo no conocía. De hecho a él también le habían hablado recién de este lugar. Se llama el fogón y se especializa en comida criolla y en carnes al cilindro y a la caja china. En esta nota les cuento un poco más de El Fogón de Lurín.

arroz con pato
Arroz con pato de El Fogón de Lurín

¿Qué tal es el lugar?

El lugar es agradable, aunque está en la ciudad tiene un aire campestre. Algo que ayuda a dar este toque es el árbol que tiene en su patio. No se trata de un local de lujo, es un restaurante de comida criolla que aprovecha su amplio espacio para recrear un escenario campestre. 

No necesitas reservar para visitar el restaurante y tiene espacio de estacionamiento al interior aunque no es muy amplio 

¿Qué tal es la atención?

No tengo nada en contra de la atención. El mozo siempre se preocupó de que tuviéramos todo lo que necesitáramos. De hecho se animó a recomendarnos las especialidades del restaurante. 

¿Qué tal es la comida?

Como comenté la comida es variada. Me pedí un arroz con pato que viene con una zarza criolla. Estaba rico y de hecho sirven bastante. Cabe resaltar que el arroz con pato no era el típico que se come en Lima, me dio la impresión de tener un toque norteño. Mi esposo se pidió un seco de cabrito con frejoles que también estaba rico, igual que el arroz con pato. Las demás personas en la mesa pidieron platos como chicharrón de cerdo con camotes fritos y trucha frita.

Cuestión de precios

Vas a poder encontrar platos desde los S/10.00  y postres desde S/5.00. Hay carta para niños y puedes pedir comida saltada. El precio medio del plato es de S/25.00 (para comida criolla). También tienen carta de pescados y mariscos y una pequeña lista de tragos. 

Algunas cosas que no me gustaron

Pueden mejorar teniendo una reserva de hielo, así uno podría pedir una bebida a temperatura ambiente y quienes quieran la bebida helada servirse con hielo. Pese a que en la carta decía que había chicha morada, pues no la tenían. No fuimos tarde a almorzar, pero ya no habían papas sancochadas para acompañar la papa a la huancaína así que no la pedí. De cortesía me trajeron un platito con huancaína, estaba buena, pero se sentía más la leche que el ají... este plato, a mi parecer, podría mejorar. 

Nota: No siempre tienen a la venta todos los platos de su carta. 


WendyWongWriter.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario